Post Top Ad

Your Ad Spot

viernes, 2 de octubre de 2020

Google apuesta por el 5G a un precio más asequible con una única versión del Pixel 5 y el Pixel 4a 5G




En España, tres de cada 10 personas afirman tener intención de comprar un terminal compatible con las redes 5G, según el informe The future of devices publicado en 2020 por GSMA Intelligence. En otros países como China, el porcentaje de usuarios interesados en estos smartphones es notablemente más elevado —alcanza el 50%—. A medida que diferentes operadoras comienzan a ofrecer este servicio en diferentes partes del mundo, los fabricantes de móviles apuestan por terminales compatibles con esta tecnología. El último gigante en hacerlo ha sido Google, que este miércoles ha presentado en un evento virtual dos nuevos móviles con 5G: el Pixel 5 y el Pixel 4a 5G.


Todo parece indicar un cambio de estrategia de Google para conquistar con el Pixel 5 la gama media. El año pasado, la compañía lanzó dos terminales de gama alta: el Pixel 4, que tenía una pantalla de 5,7 pulgadas, y el Pixel 4XL, de 6,3 pulgadas. Pero en esta ocasión solo ha lanzado una versión del Pixel 5, que cuenta con una pantalla de 6 pulgadas y parte de un precio inferior al de sus antecesores. Este terminal, que cuesta 699 dólares, se venderá en nueve países del mundo entre los que se encuentran Estados Unidos o Japón. De momento, no estará disponible en España.

Tampoco nos llegará por el momento el Pixel 4a 5G. Google presentó en agosto el Pixel 4a, un terminal más asequible que los topes de gama de la compañía, pero que comparte gran parte del software con ellos. El Pixel 4a 5G, que tiene una pantalla de 6,2 pulgadas, “tiene lo mejor del Pixel 4a, pero es compatible con las redes 5G”. Mientras que el Pixel 4a cuesta 389 euros, el 4a 5G tiene un precio de 499 dólares.

Diseño

Ambos smartphones mantienen el diseño de sus antecesores. Mientras que el Pixel 5 tiene 8GB de RAM y 128 GB de almacenamiento, el Pixel 4a 5G cuenta con 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento. Los dos terminales tienen Titan M, un chip hecho a medida que, según la compañía, protege los datos más sensibles. También comparten procesador, el Qualcomm Snapdragon 765G, y cámaras traseras. Cuentan con un sensor de 12,2 megapíxeles Dual Pixel y con un gran angular de 16 megapíxeles.

El año pasado Google hizo especial hincapié en las mejoras de la cámara para lograr mejores resultados en ambientes con poca luz. Este año los nuevos terminales estrenan algunas funciones como Portrait Light, que permite iluminar únicamente la cara de una persona cuando se captura un retrato, o Cinematic Pan, cuyo objetivo es dar a los videos un aspecto profesional con efectos inspirados en los que utilizan los directores de Hollywood.

Otra función interesante que incorporarán estos smartphones es Hold for me. Permite a los usuarios que el asistente de Google sea quien esté al teléfono cuando una compañía le ponga en espera durante una llamada. Una vez que la espera acabe y alguien conteste, el asistente se lo notificará al usuario para que vuelva a retomar la llamada. “Adiós a la música de espera sin fin, hola al tiempo libre”, afirma Google.

Las baterías de los teléfonos de Google no suelen ser del todo destacables. Pero la compañía de Mountain View quiere que esto cambie con sus nuevos terminales, que cuentan con carga rápida y soportan carga inalámbrica. El Pixel 5 tiene una batería de 4.080 mAh y el Pixel 4a 5G de 3.885 mAh. Estos smartphones supuestamente pueden aguantar hasta 48 horas encendidos gracias a un modo llamado Extreme Battery Saver, según Google. Este modo limita automáticamente las aplicaciones activas a lo imprescindible y le permite al usuario elegir qué apps adicionales desea utilizar.

Nuevo Chromecast de Google.


Un altavoz inteligente y un Chromecast


Amazon presentó la semana pasada sus nuevos altavoces inteligentes. Este martes Xiaomi ha anunciado también su apuesta para competir en este mercado. Ahora llega el turno de Google. Su nuevo dispositivo se llama Nest Audio y estará disponible por 99,99 euros a partir del 15 de octubre en color tiza y carbón. Este altavoz, según la compañía de Mountain View, suena un 75% más potente que el dispositivo Google Home anterior y sus bajos son un 50% más intensos.

Google también ha presentado un nuevo Chromecast, que estará disponible en blanco, rosa y azul el próximo 15 de octubre por 69,99 euros. Está compuesto por dos dispositivos —uno que se conecta al puerto HDMI de la televisión y un mando— y sirve tanto para enviar contenido desde un móvil, un ordenador o una tableta a la pantalla como para poder utilizar en la tele aplicaciones como Netflix, Youtube, Disney + o Prime Video. Con este aparato, es posible reproducir películas en hasta 4K HDR y 60 imágenes por segundo.

Al igual que otros dispositivos de este tipo, como el Fire TV Stick de Amazon, el nuevo Chromecast permite controlar la televisión con la voz. El mando cuenta con un botón específico pensado para que el usuario pueda buscar programas, obtener respuestas, pedir recomendaciones o incluso apagar las luces o regular la temperatura del hogar. Además, el mando también incorpora dos botones para abrir directamente dos de las plataformas de transmisión más populares: YouTube y Netflix.

El gigante tecnológico estrena además una nueva interfaz llamada Google TV, en la que organiza las películas y los programas favoritos del usuario y también muestra recomendaciones. El objetivo de esta especie de capa de personalización de Android TV es evitar que los usuarios pierdan tiempo buscando contenidos. Bobby Rai, del equipo de Google Nest, explica que de esta forma se pretende que el usuario no tenga que pasar media hora pensando qué ver antes de preguntar a sus amigos.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Dejanos tu comentario para seguir mejorando!

outbrain

Páginas