Header Ads Widget

Ticker

6/recent/ticker-posts

Tallk, la aplicación que ayuda a comunicarse a los enfermos de ELA

 

Irisbond, Samsung y la Fundación Luzón se unen para convertir las tablets de la surcoreana en una herramienta perfecta para la comunicación




La ELA, esclerosis lateral amiotrófica, cada vez es más conocida, pero su aparición sigue siendo un misterio. Todavía sigue calificada como enfermedad rada y anualmente se diagnostica a entre una y dos personas de cada 100.000, la mayoría son hombres mayores de entre 50 y 70 años.

De momento, solo se sabe que comprende la muerte de las neuronas motoras y produce parálisis muscular y, al final, la muerte. Uno de los pacientes con ELA más famoso fue Stephen Hawking, fallecido hace dos años.

Era habitual verle con su silla de ruedas y dispositivos tecnológicos que le permitían comunicarse gracias a una pantalla y un sistema de reconocimiento visual. Ahora, Irisbond, Samsung y la Fundación Luzón se han unido para llevar este tipo de tecnología a todos los pacientes de ELA.

Se trata de una app sencilla que usa las cámaras de las tablets del gigante surcoreano para analizar la mirada del usuario y así permitirles escribir a través de un teclado virtual y una voz sintética.

Actualmente, 35 afectados por ELA ya hacen uso de Tallk, el nombre con el que ha sido bautizado el sistema. Tras dos años de «arduo proceso», asegura María Jose Arregui, vicepresidenta de la Fundación Luzón, la app ve la luz y ya está disponible tanto en la Play Store de Google como en la Galaxy Store, la tienda virtual de Samsung.

Sin periféricos



Una de las particularidades de Tallk es que no es necesario el uso de ningún periférico, solo el uso de una tablet de Samsung. Esto es debido a «es más fácil homologarla para sus propios dispositivos y que, para llevarla a otros equipos de otras marcas», destacan los promotores de la iniciativa. Además, «sería necesario que estas se sumasen al proyecto», añaden.

El seguimiento del ojo está desarrollado por la española Irisbond, especializada en eye tracking, y permite mover el cursor del ratón por la pantalla gracias a unos sensores infrarrojos que detectan el movimiento de los ojos.

A través de la cámara, la app captura la imagen a través de un sensor y gracias una serie de algoritmos de inteligencia artificial es capaz de detectar los movimientos del ojo y permitir al usuario que escriba en un teclado virtual que, finalmente, convierte el texto a voz.

No obstante, Tallk necesita una importante luminosidad para ofrecer un rendimiento óptimo. Además, aún debe mejorar en la integración con terceros servicios para su uso. De momento, por ejemplo, un usuario de Tallk no podría mandar un direct de Instagram y necesitaría la ayuda de un tercero para realizarlo.

Publicar un comentario

0 Comentarios